martes, 16 de junio de 2009

Hoy vuelvo a casa temprano, nada salió como esperaba. No comprendí lo que pasó, no lo se con certeza. ¿Por qué se me caían las lagrimas cuando pasaban aquella canción? Aquella canción que la escuche donde o cuando sea me desarma la vida. Intenté sonreír y no pude. Y fue en ese fugaz instante, fue justamente esa noche, que te amé más.

Estamos viviendo con repeticiones, presos de la misma rutina. ¿Qué sentido debe tener una canción? Algo más que esto... Yo solo abrí mis ojos en el momento justo. La luz de tu mirada se atrevió a entrar, y el mundo se abrió paso entre mis pupilas. ¿Por cuánto tiempo más pensas quedarte ahí parado? Hay veces que las palabras sobran, pero siempre hay algo más que decir.

Yo vi paz, vi dolor, trepando por el surco de tu nombre. Vivir el último respiro de un amor que nunca será. Puedo escribirte una carta o dedicarte una canción. Pero dejame dar vueltas en el piso, no me levantes esta vez. Nada me asusta, nada me salva. Lo puedo ver en tus ojos. Lo puedo sentir... moviéndose, acercándose. Es solo aquel recuerdo viejo y con polvo que rescate de aquel estante.

La mayoría de las veces las heridas no se eligen. Nos molestan, pero hay que aprender a convivir con las marcas. Otras heridas no se notan, persistimos y se van. En cambio otras son el testimonio del contínuo intento por algo más, esas son las más lindas.

Esta es la última vez que te repito estas palabras. Ya me voy de este lugar, dejo mi voz bajo la alfombra y mi mejor sonrisa en el último escalón. Dicen que algunas cosas nunca mueren, pero eso ahora ya no importa.


NUNCA FUE FÁCIL
PERO CREO EN TUS OJOS

1 comentario:

  1. .:.

    me gustaron estas ideas:

    "La mayoría de las veces las heridas no se eligen. Nos molestan, pero hay que aprender a convivir con las marcas. Otras heridas no se notan, persistimos y se van. En cambio otras son el testimonio del contínuo intento por algo más, esas son las más lindas."

    Es sincero, los griegos decían que la belleza estaba en lo verdadero, que grande esos griegos...


    .:.

    ResponderEliminar